Noticiero 9

Países Bajos: El nuevo Gobierno de ultraderecha aprobará «la política migratoria más restrictiva de la historia

El próximo gobierno de los Países Bajos se prepara para implementar la política de asilo más restrictiva de su historia. Esta medida es parte de un acuerdo alcanzado por partidos de extrema derecha y centroderecha, que también incluye recortes en el subsidio de desempleo, disminuciones en la ayuda al desarrollo y un posible traslado de la embajada neerlandesa en Israel a Jerusalén.

Geert Wilders, líder del Partido por la Libertad (PVV), junto con los líderes de otros tres partidos, presentó un documento de 26 páginas que detalla el pacto gubernamental. Después de seis meses de intensas negociaciones, se acordaron políticas para reducir los impuestos, recortar el gasto público y adoptar la mencionada política de asilo restrictiva. Wilders, quien ganó las elecciones de noviembre con una amplia ventaja, destaca la influencia de su partido en estas decisiones.

La política migratoria propuesta se alinea con las posturas duras que Wilders ha defendido, buscando limitar la inmigración y aplicar controles estrictos en las fronteras. El nuevo gobierno también planea solicitar a la Comisión Europea la exclusión de las reglas comunes sobre asilo, similar a lo que hizo Dinamarca, aunque Wilders admite que este proceso podría llevar años.

En política exterior, el gobierno neerlandés estudia trasladar su embajada en Israel de Tel Aviv a Jerusalén, en un movimiento que sigue los pasos de Estados Unidos bajo la administración Trump. Además, el acuerdo reafirma el apoyo a Ucrania y se muestra crítico con la expansión de la Unión Europea hacia el este.

El acuerdo también incluye medidas económicas como una rebaja en los impuestos para las rentas medias y prórrogas en las reducciones de impuestos a los carburantes hasta 2025. No obstante, se plantean subidas en otros impuestos, como el IVA en los hoteles y la cultura, y recortes en cooperación al desarrollo y prestaciones por desempleo.


Geert Wilders celebró el acuerdo como un hito histórico, subrayando el cambio de su partido desde la oposición hasta el centro del poder. Los cuatro partidos que han alcanzado este acuerdo suman 88 de los 150 escaños en el Parlamento neerlandés, lo que les otorga una mayoría suficiente para gobernar. La oposición, liderada por Frans Timmermans de la coalición de socialdemócratas y verdes, tendrá 25 escaños.

Notas relacionadas

Chile: declaran el estado de catástrofe en la región del Biobío por intensas inundaciones

redactor

Hamás acató la orden de “Alto el Fuego” de la ONU y se abre a negociaciones

redactor

Fiscalía de Ecuador vinculó a la vicepresidenta a una investigación por tráfico de influencias

redactor