Noticiero 9

Asesinaron al director de una cárcel en Ecuador, mientras se votaba contra la violencia 

La víctima es Cosme Parrales, que dirigía la prisión de El Rodeo. Es el tercer asesinato en cinco días de una autoridad en el país.

El director de una cárcel de Ecuador fue asesinado este domingo, cuando en el país se celebra a nivel nacional la jornada de votación del referéndum convocado por el presidente de Ecuador, Daniel Noboa, para sacar adelante reformas para impulsar la lucha contra el crimen organizado, atraer inversiones y crear empleo.

La víctima es Cosme Parrales, quien ejercía como director de la cárcel de El Rodeo, situada en la ciudad de Portoviejo, que pertenece a la costera provincia de Manabí, según confirmó en un comunicado el Servicio Nacional de Atención Integral a Personas Privadas de Libertad (SNAI), la agencia penitenciaria del Estado.

De acuerdo a medios locales, Parrales, que había asumido el cargo de director de la prisión hacía cinco días, fue atacado a tiros por presuntos sicarios en una cevichería en la que se encontraba almorzando en la localidad de Jipijapa, cercana a Portoviejo.

Este es el tercer asesinato en cinco días de una autoridad en Ecuador, después de que se registraran el miércoles y el viernes los asesinatos de dos alcaldes de municipios del sur del país que tienen en sus territorio presencia de actividades minería ilegal.

El asesinato de Parrales rompió la tranquilidad de la jornada de votaciones, que hasta ese momento se desarrollaba sin mayores incidentes, más allá de los causados por las fuertes lluvias caídas en las últimas horas en diferente partes del país, que impidieron que se abriesen al menos tres centros de votación.

En medio de un fuerte resguardo militar y policial, los ecuatorianos votan el domingo en una consulta popular para endurecer la lucha contra la violencia desatada desde el 2021 por parte del crimen organizado, entre otros temas, en medio de un ambiente de temor en la ciudadanía.

La gestión y seguridad de las cárceles son parte de las once preguntas del plebiscito convocado por Noboa para que los ecuatorianos se pronuncien sobre las líneas maestras a menos de un año de las nuevas elecciones generales, previstas para febrero de 2025.

Una de las preguntas plantea que sean las Fuerzas Armadas las que se hagan cargo de control de los accesos a las prisiones, epicentro de la crisis de violencia que azota a Ecuador y que le ha llevado a ser uno de los países con más homicidios de Latinoamérica, con una tasa de 45 por cada 100.000 habitantes en 2023.

También propone que los militares apoyen a la Policía en sus operaciones contra el crimen organizado de forma permanente, sin necesidad de expedir estados de excepción, como el emitido por Noboa a inicios de año, con el que también declaró el “conflicto armado interno” contra las bandas criminales.

Con esa medida militarizó las cárceles para arrebatar el control de estas a bandas criminales, que en su interior habían logrado ingresar y almacenar grandes arsenales de armas de fuego y explosivos, utilizados muchas veces en las masacres registradas en el interior de las cárceles por disputas entre grupos rivales y que desde 2020 han dejado alrededor de 500 presos asesinados.

Unos 13,6 millones de ecuatoriano, registrados para votar, acuden a la tercera consulta popular en poco más de un año, aunque la primera en el gobierno del presidente Daniel Noboa, un empresario millonario de 36 años que asumió el poder en noviembre por un periodo de apenas 18 meses y que puede presentarse a la reelección en febrero.

En ese corto mandato aspira a sacudir varias normas, mientras busca contener la violencia de bandas asociadas al narcotráfico que han sumido al país sudamericano en la inseguridad en los últimos tres años.

Los colegios electorales, que amanecieron con una fuerte custodia policial y militar y a los que no estaba permitido ingresar con bolsos o mochilas por seguridad, abrieron con cierto retraso, pero relativa normalidad y con largas filas de ciudadanos esperando para pronunciarse en las urnas.

En la primera evaluación de la jornada, la presidenta del Consejo Nacional Electoral, Diana Atamaint, dijo que hasta el mediodía la votación había sido “pacífica, tranquila, segura”.

En el acto inaugural de la votación, Noboa aseguró que el resultado de esta consulta definiría el rumbo “para afrontar el reto de luchar contra la violencia, el crimen organizado, la lucha contra la corrupción y generación de empleo” y destacó que el poder de elegir “el futuro que queremos” y cambiar la realidad estaba en manos de los ecuatorianos.

Poco después el gobernante emitió su voto en la pequeña localidad costera de Olón, 312 kilómetros al suroeste de la capital, donde tiene su residencia, en medio de un gran despliegue de seguridad con militares portando chalecos antibalas y armas de grueso calibre. Tras el sufragio, mostró la papeleta rayada 11 veces sí y se retiró sin dar declaraciones.

En la semana previa a la consulta, el ambiente de violencia imperante en el país y uno de los ejes centrales de los comicios, se registró el asesinato a balazos de los alcaldes de dos ciudades mineras al sur del país.

Fuente: Infobae.

Notas relacionadas

Países Bajos: El nuevo Gobierno de ultraderecha aprobará «la política migratoria más restrictiva de la historia

redactor

Tensión en Bolivia: comerciantes marcharon en tres ciudades en reclamo por la falta de dólares

redactor

Chile reafirma su oposición a la explotación de petróleo en la Antártida tras descubrimiento ruso

redactor