Noticiero 9

Eli Cuesta en N9 | La «Emergencia en Consumos Problemáticos» podría declararse la semana próxima

Un grupo de legisladores chaqueños, encabezados por la presidenta de la Cámara de Diputados del Chaco, Elida Cuesta, busca aprobar una ley que declare la “emergencia en consumos problemáticos”, para ofrecer desde el Estado un abordaje integral, campañas de prevención y la creación de centros de atención y rehabilitación para afrontar el flagelo de la adicción, que crece día a día en la provincia.

La diputada Elida Cuesta, en diálogo con N9, comenta que vienen trabajando en un proyecto similar desde el año 2017, donde ya en ese entonces se quería declarar la emergencia. Por diversas cuestiones nunca se pudo terminar de avanzar con el dictamen positivo del proyecto. Sin embargo, una propuesta similar ingresada al legislativo la semana pasada por el Ejecutivo provincial da una nueva oportunidad para poder materializar esta normativa. 

La adicción y los consumos problemáticos son cuestiones que atraviesan todos los rincones de una provincia en la que hoy, según afirma la presidenta del Legislativo chaqueño, el “Estado está ausente”. La principal carencia tiene que ver con espacios de contención, rehabilitación y tratamiento para las personas en situación de consumo problemático, y para su marco familiar, que también requiere de contención por parte de equipos interdisciplinarios abocados a la tarea de combatir el flagelo de las adicciones.

Los pocos lugares destinados a estos fines son escasos, están mal equipados o son privados, lo cual los hace inaccesibles para gran parte de la población. Para la diputada Cuesta, no se necesita demasiada inversión para poner en funcionamiento estos centros, ya que se podría reacondicionar numerosas instalaciones pertenecientes al Estado provincial que actualmente se encuentran en desuso, como oficinas o escuelas rurales abandonadas. La idea, según comenta, es que las localidades que son cabeceras de cada uno de los departamentos de la provincia cuenten con uno de esos centros.

Por otra parte, la ley también contempla una campaña de visibilización y concientización acerca del usos de drogas, sus riesgos y los efectos en la sociedad. Para todo lo cual se necesitará una reasignación especial de recursos nuevos o que provengan de otras áreas.

Paralelamente, se trabajará en un abordaje de la problemática desde el aspecto de la salud mental. Para ello, comenta Elida Cuesta, se está esperando los resultados de las discusiones en torno a la modificación de la Ley nacional de salud mental, que actualmente se está llevando a cabo en el Congreso de la Nación.

Esta modificación, muy pedida por los padres de jóvenes afectados por el consumo problemático, contempla rever la no obligatoriedad, al cumplir la mayoría de edad, de ser internado en centros de rehabilitación, en contra de la voluntad del afectado. “Aquella persona que es adicta, difícilmente está en condiciones de decidir… y si lo hace es para seguir en la adicción. Necesitamos que alguien de la familia se haga responsable, se haga cargo y se produzca la internación para hacer el tratamiento correspondiente y se pueda salir, porque se sale de las adicciones, pero con los tratamientos, los profesionales y la contención necesaria”, remarcó la diputada.

Quedará entonces dialogar con las partes y arribar a un acuerdo que permita sacar una ley que contemple a todos los sectores intervinientes y establezca, a su vez, las responsabilidades específicas que deberán abordar los ministerios como Salud, Seguridad y Desarrollo Social, en esta lucha coordinada contra las adicciones.

Elida Cuesta se siente optimista al respecto y espera que para el miércoles de la semana que viene se pueda arribar a un acuerdo entre los distintos bloques para aprobar la ley.

Notas relacionadas

Conflicto policial en Misiones: Rechazaron la oferta salarial de un aumento del 20%

redactor

Sáenz Peña: quemaron una flota de colectivos urbanos abandonados

redactor

Mujer en estado de ebriedad provocó disturbios en el Domo del Centenario

redactor